Antonio Trujillo enseñó cómo contar la historia de los pueblos en Guatire

El taller “cronistas somos todos” sirvió, el sábado pasado en las instalaciones de la biblioteca pública de Guatire, para reunir a los cultores, estudiantes, músicos y operadores comunitarios en torno a las nociones básicas de cómo recoger, sistematizar e impulsar el desarrollo de la microhistoria local, es decir, contar lo que somos.

Por Marlon Zambrano

Fotos Luis Leal

Especial.- El taller “cronistas somos todos” sirvió, el sábado pasado en las instalaciones de la biblioteca pública de Guatire, para reunir a los cultores, estudiantes, músicos y operadores comunitarios en torno a las nociones básicas de cómo recoger, sistematizar e impulsar el desarrollo de la microhistoria local, es decir, contar lo que somos.

El poeta Antonio Trujillo fue el artífice de tan maravillosa jornada que permitió reunir en un solo espacio durante las más de 4 horas que duró, a los activistas de las parrandas de San Pedro, el movimiento de artesanos, algunas especialistas de la gastronomía local, estudiantes de la Misión Sucre, funcionarios públicos, jóvenes integrantes del Sistema Nacional de Orquestas y público en general, que acudieron a la cita.

Trujillo, un experto nacional en materia de formación de cronistas comunitarios a través de un diplomado avalado por el Centro Nacional de Historia, la Casa de Bello y Unearte, dirigió la información y el debate citando los grandes hitos de la escritura de la historia, desde los cronistas de indias hasta los memoriosos populares, diferenciando la historia oficial del anecdotario de los pueblos que es el que más se acerca al alma de cada comunidad, a sus imaginarios.

“Si no conocemos los misterios de la tierra, no podemos hacer crónica”. Así enfocó su diálogo con los presentes, a quienes instó a palpar el alma de su comunidad, de su barrio, de su urbanismo, de su lugar de estudio y trabajo, para poder luego escribir la pequeña historia. Todo comienza, refirió, escuchando, y citó una frase del poeta Orlando Araujo: “En cualquier parte del mundo donde alguien hable y otro escuche, se está jugando la palabra”.

Fue un evento organizado por el movimiento cultural Taller Artefacto junto a Guatire.com y la biblioteca Don Luis y Misia Virginia, con el respaldo de la agrupación Distintos Ecos perteneciente al núcleo Alma Llanera del Sistema Nacional de Orquestas, que cerró el taller con un repertorio de música popular que se detuvo, para alegría de los presentes, en arreglos de música y coro para las parrandas de San Juan y San Pedro, bajo la dirección del maestro Alexis Escalona.

Los organizadores anunciaron una próxima cita, en abril, con otra jornada de reflexión a fin de animar el amor por el terruño en medio de la vorágine que ha minimizado la posibilidad del encuentro y los abrazos.

1430total visits,3visits today

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *